martes, junio 10, 2014

El terno de Montesinos

¿Se percataron de la elegancia de Montesinos en su presentación ante la corte que juzga a Fujimori por el asunto de los diarios chicha, donde finalmente no quiso declarar?

Para no decir nada, el exasesor se puso un terno impecable, ajustado a su talla actual, más delgada que cuando fue detenido, con una corbata y camisa de las mejores marcas y un pañuelo rojo haciendo juego con la corbata, como si se tratara que fuera a una recepción diplomática o algo así.

No hay duda que el hombre quería trasmitir poder a partir de este detalle que significa que hay un sastre, de los mejores, que lo visita en la base naval para tomarle las medidas y que posiblemente hay un ropero de prendas de calidad para su uso cada vez que las cámaras lo tienen en la mira.

Indica además que puede seguir pagando gustos extravagantes como cuando andaba como segundo del esquema de gobierno de los 90, y que le interesa dar a entender que tiene control sobre lo que está ocurriendo.

El contraste es fantástico con la imagen que quiere proyectar su antiguo jefe, Alberto Fujimori, el que si quisiese tendría una vestimenta tan igual o mejor que las de Vladimiro, y haría entrar a su chalet-presidio sastres y comerciantes de ropa de calidad, como hace ingresar grupos musicales, damas de compañía y otros a la DIROES.

Si Alberto Kenyo aparece trajeado como un menesteroso, desarreglado y despeinado, con el rostro compungido, mientras escribe órdenes para sus partidarios sobre las elecciones municipales, sin prestar atención a los jueces, es porque quiere inspirar lástima, lo que nunca trata de hacer Montesinos.

La alegoría podría ser retroceder en el tiempo a aquella presentación ante la televisión en la que la pareja presidencial de aquella época llegó con ternos idénticos, corbatas exactamente iguales y camisas sin diferencias. Una vestimenta duplicada que quería decir que los dos hombres eran equivalentes e intercambiables.

Hoy el que fuera asesor con todos los poderes conferidos por el presidente, ha querido marcar la diferencia. Uno es la imagen ladina del que quiere pasar por débil para que el pueblo pida que le indulten, y el otro soberbio que busca hacer notar que nunca se ha rendido.

En mi libro “Fe de Ratas”,  cuento la historia del sastre que tenía el asesor del SIN en Chacarilla del Estanque, que era llevado a Las Palmas cada vez que quería que le hiciera un terno y que fue el que hizo las vestimentas que se usaron en la entrevista de Álamo Pérez Luna en 1999. A este sastre enviaba Vladimiro a jueces, generales y parlamentarios para que les hicieran ternos a su cuenta, como complemento de los sobres de dinero que recibían de sus manos

No sé si el sastre Vásquez Ayerbe sigue sirviendo a su antiguo cliente. Lo que es claro es que Montesinos sigue siendo un actor político.     

10.06.14

14 comentarios:

Anónimo dijo...

Nada de “anónimo”, soy Ambrosio

No me lo sospechaba, no sabía que don Raúl era lector de “L’uomo Vogue”. ¡Raúl sabe de moda masculina!, está al corriente que Vladimiro Montesinos –en en “su presentación ante la corte”- llevaba puesta “una corbata y camisa de las mejores marcas y un pañuelo rojo haciendo juego con la corbata, como si se tratara que fuera a una recepción diplomática o algo así”. En cambio Alberto Fujimori, en la misma audiencia don Raúl observa y reporta, tiene el aspecto de alguien “le calló el huayco”, como decía mi abuela.

A don Raúl se le escapan matices:
(1) Vladimiro pavonándose demuestra ser el huachafo pretencioso que sabíamos que era, equipado con una malsana idea grandilocuente sobre sí mismo. ¿Se han fijado el peinado del tío? Cuatro pelos para un lado, atrás una tonsura natural que él ignora (porque no la ve, ignorando que es calvo), mostrando que es un imbécil, pretencioso, figurette y francamente ridículo.
(2) En cambio Alberto Kenyo muestra que pertenece a una cultura diferente, más disciplinada, con mayor rigor sobre sí mimo. Fujimori continúa con la autoflagelación “seppuku” o harakiri, suicidio (virtual) japonés; admitiendo a sí mismo que fue un cojudo por creerse que el viaje a Chile le saldría bien.

• En el libro “Fe de Ratas”, de don Raúl, que, como dice un amigo, no he leído “personalmente”, deben faltar las observaciones de los excesos de la Izquierda en el poder. Stalin matando de hambre a los ucranianos, Mao destapando la “revolución cultural” para ocultar las hambrunas. Sin contabilizar las pérdidas materiales, el resultado son millones de muertes en manos de marxistas leninistas durante el siglo XX. He aquí un inventario de asesinatos del comunismo.
• 20 millones en la Unión Soviética,
• 65 millones en la República Popular China
• 1 millón en Vietnam
• 2 millones en Corea del Norte
• 2 millones en Camboya
• 1 millón en los regímenes comunistas de Europa oriental
• 150.000 en Cuba y otros países de Latinoamérica
• 1,7 millones en África
• 1,5 millones en Afganistán
• 10.000 muertes provocadas por movimiento comunista internacional y partidos comunistas no situados en el poder.

Don Raúl es buenísimo en mirar la paja en el ojo ajeno.

Anónimo dijo...

Y don Ambrosio, Troll Aldo eMe, malísimo para desviar la atención de los lectores de este blog, pero sus comentarios sirven para confirmar de quien se trata, no hay duda que bajo la máscara del anónimo Ambrosio está don Aldo Mariátegui, con cada comentario cae su máscara, y en eso se pareces mucho a Montesinos del SIN, quien filmaba a todos los personajes comprados por el fujimorismo para chantajear pero al final quien resultó chantajeado fue él, ¿recuerda como cayó el imperio de la corrupción? Por los vídeos, no? En este caso, por sus comentarios en este blog sabemos lo lerdo que es don Aldo eMe, el verdadero nieto de un comunista que todos los días vive maldiciendo a su abuelo. Debe ser fatal llevar la sangre de un comunista, no?

Anónimo dijo...

¿Mirar la paja en el ojo ajeno? Comentar sobre películas y libros que no se ha leído sí que es una paja. Por sus comentarios detallados, el carabinero debería dedicarse a trolear blogs de moda. Ambrosio's Fashion Police.

Chino Chang

Anónimo dijo...

Muy bueno, Ambrosio.
Ambosio, seguro, a Wiener dale duro,

fernando luna dijo...

A que se dedicara Raúl Wiener el día que Alberto Fujimori deje este Mundo ??? seguirá recordando y rumiando la caída de la democracia el 5/4; empero, sin duda, mucho y seguramente mantendrá su Amnesia respecto al 3/10, esa otra ruptura constitucional sobre la cual los anti-fujimoristas no suelen opinar mucho. Me refiero, aunque sus lloronas se abrumen, al golpe del general Velasco perpetrado el 3 de Octubre de 1968 (el fatídico 3/10).

Los anti-fujimoristas suelen bramar por el quiebre constitucional de 1992, quiebre que duró efectivamente casi 1 año, empero se olvidan del quiebre constitucional de 1968 y que duró ¡12 años! Se quejan de la captura de la mayoría de los medios, cuando la dictadura velasquista confiscó ¡todos los medios! Se quejan de la corrupción fujimorista mientras niegan las masivas expropiaciones y confiscaciones de tierras, fábricas, viviendas familiares y prohibiciones que llevaron a cabo los militares.

Nada desintegró más al Perú que esa dictadura, que significó, en el corto plazo, el descalabro de la estructura económica, el encarecimiento del costo de vida y el aumento sostenido de la pobreza, así como la limitación absoluta de todo tipo de libertades. Como nada lo ha integrado más que el modelo de mercado que hoy vivimos.

Sería bueno que quienes critican tanto la dictadura fujimorista se acuerden, de esa otra fatídica ruptura constitucional. Al menos sonarían más consecuentes.

Anónimo dijo...

Manual para trolls. Aquí va la aburrida y predecible estructura de los comentarios de Ambrosio, repetida todos los días. Si eres troll, aprende, pero asegúrate no ser tan simplón:

1. Insulta al autor. Mientras más personales, mejor.
2. Acúsalo de mentiroso. No olvides de decir que es un hipócrita, aunque tú seas el que no quieras revelar tu identidad.
3. Invoca a los fantasmas de la URSS. Mete en un mismo saco a socialistas, comunistas, emerretistas y senderistas, no importan sus diferencias, deben aparentar ser más totalitarios que la derecha que defiendes. Qué mejor para ello que recurrir a la máquina del tiempo para traer a la discusión al partido nazi.
4. Expón las maravillas del hemisferio norte liberal, de Cuba para abajo es una porquería.
5. Cita datos de internet para dar credibilidad a tu ataque. Qué importa quiénes hayan sido las fuentes de estos. Somos más.

Para ser buen troll no es suficiente practicar todos los días.

Alberto

Anónimo dijo...

Bienvenido, Fernando Luna

Anónimo dijo...

Bienvenido Fernando Luna

Fernando Luna

Raúl Wiener dijo...

Fernando Luna: no deberías preocuparte por lo que haré después que don Fuji deje este mundo, como tendrá que ocurrir en algún momento, ya que si lo que quieres es un ejemplo de lo que sucede en estas circunatancias, utiliza el tuyo propio y el de tus congéneres que a todas luces han mantenido vivo por casi 40 años el recuerdo obsesivo de Velasco que les quita el sueño hasta ahora.

Obviamente hay asuntos que marcan la historia del país y las personas y Velasco y Fujimori van a seguirse discutiendo por los años futuros, no importa si los protagonistas están vivos o muertos.

La caída de la democracia del 5/4, no fue un episodio de unos meses que se resolvió con el CCD que la OEA le sacó a Fujimori, lo que no era más que una pantalla para un sistema autoritario, y ni siquiera fue superado por el quiebre político del año 2000, cuando los partidos que hacían de minoría perpetua cogieron el impulso de la protesta y perforaron la concentración autoritaria.

El sistema político que ahora tenemos no es sino la prolongación del de los 90, administrado por los partidos y se mantiene porque detrás de eso está la defensa de intereses económicos que son los que Fernando Luna también sustenta.

Una correlación determinada, que sólo tiene una angustia de fondo a la que regresa a cada rato: que en este país hubo Velasco, al que no lo creó la izquierda (en realidad la mayoría de la izquierda lo combatió por una formación antimilitarista y un radicalismo juvenil del que luego se arrepentiría)

Y es verdad que tanto Velasco como Fujimori rompieron las formas y es ridículo hacer un debate sobre quién lo hizo más. Lo que realmente disntingue a estos dos autoritarismos es otra cosa: la mirada nacionalista-reformista de uno, y la privatizadora y desnacionalizadora del otro.

Dos proyectos que siguen dividiendo al país, por más apariencia de "sentido común" y monopolio de ideas que pretenda el neoliberalismo, y que está en el trasfondo de esta misma discusión y del odio que existe contra mis artículos o el que se expresa con Susana Villarán, que no es porque hoy representen algún cambio notable, sino que afectan un hegemonismo de muchos años.

Lo más tonto, Fernando Luna, es sin embargo imitar a Martha Meier con esa letanía de que si se habla de Fujimori aunque sea por la referencia al terno de Montesinos, se tiene que hacer primero un santo y seña sobre el 3 de octubre y Velasco y confirmar que fue peor. y creer que esa es una crítica inteligente.

El problema de esto es además que se vuelve repetitivo como si no se pudiera abordar otros ángulos del problema. Por ejmplo ¿cómo interpretas la diferencia de imágenes que expresidente y exasesor quieren ofrecer al público en sus presentaciones en la sala penal, quenes de lo que trata mi artículo que supuestamente comentas?

Si aprendes a discutir sobre lo concreto y sin prejuicios vas a mejorar tu como persona y habrá más riqueza de debate. Ahora, si no puedes, será tu propio problema.

PRONADME dijo...

Excelente paliza Don Raúl, al tal Fernando Luna, que en realidad ni existe, es un persona que ofrece su oficio, el estar sentado horas frente a una computadora, los nuevos digigeneracionales, que creen que porque nos repiten constantemente una misma información, esta entrará por ósmosis a nuestra mente. La realidad es que cualquier cambio en el Demo-poder, debe de ir seguido de Demo-saber, sino caemos en cantinfladas que algunos, fujimontesinistasalanistas, nos repiten día a día.

Anónimo dijo...

A las once de la noche del 12 de junio, don Raúl le respondió a Fernando Luna. Como de costumbre lanza bombas de humo para ocultar sus tendencias totalitarias, no renuncia al marxismo leninismo, que lo harían un demócrata por lo que no es posible creerle que “combate la corrupción” al tener como modelo país Cuba, Corea de Norte y la Unión Soviética.

Anónimo dijo...

La lógica del ígnaro de Ambrosio se resume en: Montesinos es un acomplejado y Fujimori se está autoflagelando. Gracias por hacernoslo saber y pasarte por el forro que ambos están en una serie de juicios que nos ilustran sobre la podredumbre de los años 90, que es lo que debe escandalizar. Pero como siempre he creído, para los liberales estas corruptelas noventeras son el costo que se pagó por tener un país en "crecimiento sin precedentes".
Y como no puede con su envidia, recomienda a Wiener que incluya en su libro, cuya temática es otra cosa, todos sus miedos ante el comunismo.

Elmeralberto dijo...

El cambio de estilo de Fujimori se complementa con el cambio de abogado; dejó de lado la excelencia académica de Nakasaki; con la que no le fue bien por la trapacería del rábula William Paco, con la que parece intenta aprovechar el lado oscuro del Poder Judicial;mientras ablanda la sensibilidad de la gente con la imagen del "pobre enfermo y viejito el chinito expresidente".

Montesinos en cambio sigue en lo suyo, la soberbia de Estela V. y el silencio. Esperando le vaya bien a Keiko para salir al toque.

Cambio de traje y de estrategia de Fujimori; perfil bajo, al acecho Montesinos.

Anónimo dijo...

Trol alditus no es que no hayas leido el libro que describe el latrocinio de tus mentores sino que tienes tan hueca la cabeza que cuando los cvomentarios te estallan en la cara la pegas que no has leido.....