sábado, junio 21, 2014

Dios abandonó a García

Alan García resumió el respeto que le merecía el Congreso, las leyes y la Justicia con aquella frase que dice que él consultaba con Dios para decidir sobre los indultos y condonaciones de pena. Luego ha querido borrarla con ayuda de un juez amigo, arguyendo haber sido mal citado, como si eso lo hiciera inocente.

Pero lo cierto era que Dios tenía una maquinaria operando en las cárceles y a ministros de Estado recorriendo penales ofreciendo gracias del señor presidente que estaba intensamente comprometido en poner en libertad a determinado tipo de condenados que en general podía pagar para conseguirlo.

El derecho de gracia es una atribución presidencial exclusiva que le permite ser magnánimo con prisioneros que se encuentran mal de salud, o que llevan muchos años recluidos, o que han hecho méritos de conducta. Así se entiende la facultad, que no puede ser interpretada como una carta libre para liberar al que la Justicia acaba de condenar, o al que carga con delitos graves que el Estado está obligado a combatir, o que no haya mostrado ningún proceso de regeneración.

Precisando, no se trata de una capacidad discrecional absoluta que podría llevar al presidente a vaciar los presidios, que es casi lo que hace Alan García, ni  a escoger a los beneficiados de un tipo específico de delito como si se tratara de una preferencia. El ego colosal otorgó 5,246 indultos y conmutaciones (casi tres por día en un espacio de cinco años, habiendo épocas en las que salían decenas de un solo golpe) y el 61% de los casos correspondían a narcotráfico, casi 500 en modalidad agravada.

¿Era tan exacto el mandato de Dios a García?, la respuesta burlona y falsamente mística del expresidente, tenía ciertamente una explicación: García no podía explicar abiertamente el abuso en que había incurrido de su atribución constitucional. No podía sostener eso del deshacinamiento carcelario, porque en el mismo momento que indultaba y conmutaba, subía las penas y recortaba beneficios a otros presos aumentando la congestión en los presidios. Además dio gracias que alcanzaron a condenados con arresto domiciliario.

La idea de su interés humanitario era igualmente deleznable, porque sus ministros y su brazo indultador Facundo Chinguel estaban a la busca de indultables y conmutables. La cosa no venía de pedidos de los presos y sus familias. Muchos presos enfermos han muerto en prisión, mientras robustos traficantes se las picaron al exterior cuando les abrieron las puertas de las cárceles.

La extensa red para sacar prisioneros, era una organización clandestina que operaba en el gobierno aprista y que el país desconocía. De eso no se le puede culpar ni a Dios, ni a la reelección conyugal ni al miedo al candidato García. Fue un crimen contra el país, ante el cual muy pocos se atreven a ensayar alguna defensa, que como se vio el jueves, en el Congreso, no logra convencer a nadie.

21.06.14

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Nada de “anónimo”, soy Ambrosio

Es tal la confusión de don Raúl debido a su regocijo de ver en problemas al del “ego colosal”, que no explica bien cómo funciona el espectáculo político al que estamos asistiendo. Es tal el estado de éxtasis que menciona la palabra Dios seis veces, de manera cachacienta, por cierto: el ateo Wiener por supuesto no cree en Dios, delira mal informando a sus feligreses desprevenidos como que esto “ya fue”, el panzón ya está en chirona, cuando en verdad falta mucho; y, ojo al parche, pasa por una votación del pleno. ¿Cómo así? Lo explico más abajo.

Como servicio público explico a continuación en proceso.
(1) El pleno del Congreso aprobó anoche el informe de la megacomisión sobre los ‘narcoindultos’.
(2) Al concertar denunciar constitucionalmente al expresidente Alan García Pérez por infracción a la Constitución como lo recomendaba el informe de la comisión que presidió Sergio Tejada, el asunto llegará a la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales, que preside Marco Tulio Falconí. Este tiene un plazo de 10 días para calificar si procede la denuncia.
(3) De proceder llagará a la Comisión Permanente del Congreso de la República, si estos aprueban el informe, el expediente regresa a la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales para investigar las pruebas y los hechos imputados.
(4) En ese momento habrá audiencias públicas, se escucharán sus descargos en 15 días.
(5) De aprobarse el caso va directo al pleno del Parlamento en plenaria, donde los acusados se defenderán y si se aprueba, el caso va a la fiscalía y de ahí al Poder Judicial.

Lo que tampoco “analiza” don Raúl es que las llaves las tienen los fujimoristas, en este momento en silencio viendo de dónde se recoge más votos para las próximas presidenciales.

Pregunta Raúl. ¿No crees que el “derecho de gracia” le permita a Ollanta Humala otorgar la salida de la cárcel a Fujimori porque –como aseguras- “le permite ser magnánimo con prisioneros que se encuentran mal de salud, o que llevan muchos años recluidos, o que han hecho méritos de conducta”? Esto sin ponerme a analizar esta parte de tu artículo, que sospecho es inexacto.

fernando luna dijo...

El indulto es una gracia presidencial que no tiene mayores restricciones. La pregunta no es si Alan indultó o no narcotraficantes, tampoco si estos indultos fueron desproporcionados y cuestionables (que lo son). La pregunta es si tras este carnaval de perdones hubo un negociado. Corrió plata. Si se montó una mafia para sacar narcos de la cárcel a cambio de dinero. Indultar mal o con criterio cuestionable no es delito, vender indultos sí.
¿Sobre lo segundo hay indicios? Sí y clarísimo. ¿Hay indicios de que en ese negociado esté involucrado el ex presidente y sus ministros? No lo creo. En todo caso, eso lo tiene que probar una investigación judicial con plenas facultades para levantar secretos bancarios, hacer una revisión a fondo etc. Inhabilitar a García para el 2016 sobre la base de sospechas es pues un error. Los Anti apristas, Toledistas, nacionalistas, Izquierdistas y Caviares con esos odios viscerales, están creando una víctima política de la que no nos libraremos nunca.
Sr Wiener ya fastidia el atolondramiento y la venganza que pueden empañar una investigación seria Y la Mega comisión fue Un Circo, conducido por un Bachiller en Sociologia Metalero.
Los Anti apristas tienen sangre en el ojo y se olvidan hoy, que ya existen varias sentencias de la Corte Interamericana de DD.HH., del Tribunal Constitucional, de la Corte Suprema y la mera existencia del Código Procesal Constitucional, sobre el principio del debido proceso que es hoy regla ineludible, y los primeros en respetarla deben ser los congresistas.
No es tan difícil. Basta ser prolijo en investigar y probar los hechos, formular las imputaciones, respetar la defensa, presumir la inocencia, no adelantar juicios, cotejar la ley existente y despolitizar al máximo el proceso. Algo así como se hizo con el Fujimorismo, con una sanción eficaz.

Sin embargo para Muestra un Botón: Se le acusa a Alan García de promulgar la Ley 28870, aprobada por el Congreso por unanimidad, es para tres de los siete congresistas de la mega comisión una infracción que merece inhabilitación. ¿Qué hacemos con las otras 30 mil leyes promulgadas por los presidentes del Perú? Si promulgar una ley del Congreso es infracción, entonces no hay acto lícito alguno en la administración pública. Este tipo de cosas lindan con el Retardo Mental o se trata netamente de un hecho político.
Pdta.: Acaso Miguel Facundo Chinguel, no fue ex presidente de la Comisión de Indulto y Derecho de Gracia por Razones Humanitarias y Conmutación de Pena, de verdad no se me ocurre pensar quien sino él podría estar a la búsqueda de presos.

fernando luna dijo...

nteresante :
http://elcomercio.pe/politica/actualidad/aldo-mariategui-y-raul-wiener-debaten-sobre-amauta-noticia-1737731

Anónimo dijo...

Nada de "anónimo", soy Juan Croniqueur


Una vez más veremos desesperados a los aliados alanfujimontesistas, el Troll alditus y cofrades de la DBA con su prensa concentrada, bien saben quien soy; así mismo dentro de su desbocado razonamiento pretenden llevar a los incautos de las narices para caer en sus proterbos intereses, practicando el miente miente que algo queda, por ahí lei una respuesta del amazónico desgañitándose que es culpa de la pobre nadine heredia, por favor, no mojen que no hay quien planche, si resucitará JCM ya saben lo que haría con el engendro de nieto.

Anónimo dijo...

JC Matiátegui uso el seudónimo "Juan Croniqueur" para burlarse de lo que llamaba la frivolidad limeña, desplegando su cultura autodidacta, los intelectuales y artísticos de vanguardia lo apreciaron. Fue gran amigo de Abraham Valdelomar.

En todo caso "Juan Croniqueur" no hablaba bobadas, ni cometía faltas de ortografía, y su prosa estaba lejos de ser acartonada o repetitiva.

Hoy tanto Ambrosio como Fernando Luna están dando una lección de altura y conocimiento. A Luna le agradezco el vídeo del encuentro entre Raúl Wiener y Aldo Mariátegui.

Héctor Mejía dijo...

Creo que la confusión se debe al hecho de que se pensaba que Alan Garcia consultaba las conmutaciones de pena con el Dios cristiano, nada mas alejado de la realidad.
El Dios al que Alan se referia (y al que él le reza todos los dias) es el dios Hermes o Mercurio, dios del comercio y... de los ladrones.

Anónimo dijo...

A García lo tienen en el anzuelo,como es un pez grande ,escurridizo , con protección judicial y fiscal,el pescador le esta dando cuerda,ya lo tienen emgrampado pero le dan riel esperando el momento oportuno para en su momento mostrarlo como trofeo de pesca; con esto quiero decir que cuentan con información clasificada para mandarlo preso, lo han desgastado y esperaron pacientemente a que se descubran sus fichas en la fiscalia y PJ,ahora amenaza con acudir a la CIDH la misma que fué catalogada por este gran pez como una organización destinada a proteger terroristas y beneficiar economicamente con juicios millonarios a un grupo de "caviares".....Cómo es la vida, ahora en su afan por no responder como varon todo lo que se le imputa, intenta acudir ardilosamente lloriqueando cuando se sabe perdido , con sus declaraciones se desnuda completamente ,es el responsable y beneficiario directo del cobro por esas conmutaciones e indultos y ahora que sabe que es una carga pesada para los jueces y fiscales que conformaban su red de defenza,recién ahora considera al PJ y ministerio público como instituciones donde no se imparte justicia y tiene que recurrir a instancias internacionales, francamente la vida de este individuo es un asco,siempre envuelto en trafas,coimas,robos,mentiras y manipulación con lengua barata, para este tipo de asaltantes eso es politica,para el otro tipo de ciudadanos este sujeto es un delincuente.

Anónimo dijo...

La supuesta altura y conocimiento de algunos es ingenuidad o descaro. Tres indultos por día es un abuso de la prerrogativa presidencial y el abuso fue sistemático. Si no encuentran pruebas de enriquecimiento, de todas maneras hay una responsabilidad política de García. Quien argumente lo contrario se chupa el dedo al considerar a Alan un tonto manipulable.