lunes, julio 14, 2014

El exterminio israelí en Gaza

Todo en la historia del Estado de Israel parece haber sido extraído de una nueva Biblia que pretende contar que, lo que vemos como un abuso cada vez más brutal sobre un pueblo antiguo al que hicieron gratuitamente su enemigo, por el hecho de ocupar el espacio desde el que planearon implantarse y expandirse, no es más que una guerra continuada de sobrevivencia.

Un Estado con armamento nuclear y con la última tecnología militar de los Estados Unidos, donde toda la juventud está militarizada e ideologizada por la “amenaza del otro”, nos quiere convencer que actúa en mera defensa propia y que los civiles, especialmente los niños y niñas, que mueren por efectos de sus bombas, son daños que se producen por convivir al lado de los enemigos que deben ser eliminados.

Israel sostiene su violencia en algunos dizque principios: (1) que la Autoridad Nacional Palestina (ANP) no representa a toda la Palestina, porque Hamas tiene el control de Gaza, y eso hace imposible negociar la paz con ella;

(2) que cuando la ANP llega a un acuerdo con Hamas para entrar a la negociación, tampoco puede aceptarlo porque sería aceptar a un terrorista en la mesa de negociación;

(3) que Hamas tiene en su ideario la destrucción del Estado de Israel, aunque haya anunciado su voluntad de negociar y dado pasos prácticos para ello, porque lo que importa es lo que dicen los textos, no ven que hay un texto que nombra a los judíos como el pueblo escogido y a la Palestina como su tierra prometida;

(4) que desde Gaza se producen ataques con misiles sobre territorio israelí, aunque todos sabemos que el territorio israelí tiende a crecer sobre el palestino comprimiéndolo y humillando a su gente;

(5) que algunos palestinos quisieran destruir Israel y echar a su población al mar, por eso Israel trata de destruir Gaza, que es la mitad de Palestina, y echarla al mar, donde también la tienen bloqueada para que no reciba ayuda de fuera, ni siquiera la de carácter humanitario;

En resumen, Israel quiere decidir sobre quién representa a otro Estado y otro pueblo; quiere que el enemigo al que persigue implacablemente escriba textos donde diga lo bueno que son ellos; quiere tener fronteras seguras, que las mueve continuamente aprisionando palestinos en cada vez menor espacio; quiere, en fin, que el mundo crea que cuando hay alguna respuesta militar palestina, es por puro afán de hacerles daño y no producto de una cadena de iniquidades que no deja otra salida que la violencia.

El exparlamentario israelí Uri Avnery  escribió hace poco que Israel, como los antiguos prusianos, no es un Estado con un Ejército, sino un Ejército con un Estado. Si se mira así, ¿quién es el que digita esta fuerza militar colonial que se mantiene a sangre y fuego en el corazón del Medio Oriente? Ustedes saben en quién estoy pensando.

14.07.14

12 comentarios:

Anónimo dijo...

Nada de “anónimo”, soy Ambrosio

Hamás decidió que una nueva guerra es políticamente oportuna, no importa las consecuencias para los habitantes de Gaza; total, para los tíos de Hamás los de Gaza son “escudos humanos” ideales. Por si don Raúl no lo sabe, Hamás ha estado a la defensiva desde que perdió en Siria al dictador Bashar Assad como un patrón, y sobre todo después de que el ejército egipcio derrocó al gobierno de la Hermandad Musulmana, de Mohamed Morsi el verano pasado. Para Hamás esta es una oportunidad desesperada de volver a la ofensiva terrorista, a la que don Raúl se suma con gusto debido a su antijudaismo progre, de lo más fashion entre los caviares.

Hamás se propone utilizar el asesinato la semana pasada de un niño palestino por una banda de vigilantes judíos, lo que provocó disturbios generalizados, para encender una tercera intifada. Cisjordania ha sido un área de relativa calma y prosperidad durante casi una década. Una nueva ola de violencia podría dejar de lado al presidente Abbas y crear espacios políticos para Hamás, además de aislar a Israel internacionalmente.

Este es un mundo de cínicos en los que la vida humana les importa un comino. Los tíos de Hamás están convencidos que, al “martirizarse”, les aguarda el paraíso con Huríes y vírgenes para hacerles la micu-macu; sin saber el batacazo negro que les espera.

Negarle el derecho de defensa a Israel es la parte más cínica de la columna de hoy. No entender que los tíos de Hamás tienen como único propósito la “destrucción de Israel”, la desaparición de los judíos de sobre la faz de la tierra. Basta entrar en la internet a la
“La Carta de Allah: La Plataforma del Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás)”, para concluir que, con Adolfo Hitler o los Sendero Luminoso, es imposible el “diálogo” con fundamentalistas o fascistas, y la única manera es neutralizarlos como lo han hecho en Egipto.

La Carta de Allah: La Plataforma del Movimiento de Resistencia Islámica (Hamas)
http://www.thejerusalemfund.org/www.thejerusalemfund.org/carryover/documents/charter.html?chocaid=397

Anónimo dijo...

חמאס הוא ארגון טרור שהוקדש להשמדתה של ישראל.

Anónimo dijo...

Hornos de gas con todos los judíos y ambrosio también.

Anónimo dijo...

A matar a los judíos.

Anónimo dijo...

A fabricar jabón con ambrosio, el judío.

Anónimo dijo...

Les dejo unas perlitas sacadas de la carta fundacional de las joyitas de Hamas:

"Israel existirá y continuará existiendo hasta que el islam lo destruya, de la misma manera que ha destruido a otros en el pasado"

"No vendrá el Día del Juicio hasta que los musulmanes combatan a los judíos, hasta que los judíos se escondan tras las montañas y los árboles, los cuales gritarán: '¡Oh, musulmán! Un judío se esconde detrás mío, ¡ven y mátalo!'".
Como verán, son unos angelitos.

Raúl Wiener dijo...

Bueno. Todas las mentiras que justifican el exterminio israeli en Gaza estan contenidas en la nota del falso "Ambrosio" que parece escrita en la embajada israeli: no hay ocupacion territorial., desplazamiento y arrinconamiento, destruccion de condiciones de vida y bloqueo a todo camino hacia ĺa paz.

En un conflicto en el que hay hasta ahora 170 muertos, muchos ninos, por un lado y cero desde el otro, hay que ser infinitamente cinico para hablar de "derecho de sobrevivencia" del gran poder colonizador y para asegurat que Hamas se mimetiza con la poblacion. Si en Gaza unos estan apinados sobre otros por la presion de Israel que cada vez los comprime sobre menor superficie de tierra.

Por otro lado discrepo de los que piden muerte a los judios y le el hacen el juego s la idea del pueblo martir al que otros quieren destruir. Judios, musulmanes, cristianos, ateos, deben vivir en paz. El imperialismo y el sionisno no deben confundirse con los pueblos.

Anónimo dijo...

distintas organizaciones de derechos humanos, como Human Rights Watch o Amnistía Internacional, han acusado a Hamás de cometer crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad hacia las poblaciones tanto israelíes como palestinas, así como también torturas, asesinatos y secuestros contra la población palestina. En ese sentido, toda vez que Hamas no respeta las normas internacionales de los conflictos armados internacionales no puede ser considerado como un grupo beligerante por más que pueda poseer las otras características. Por estas razones es que el Departamento de Estado de los Estados Unidos y la UE lo han considerado como un “grupo terrorista”.

Anónimo dijo...

Nada de “anónimo”, soy Ambrosio

En el uso de los términos panfletarios “imperialismo y el sionismo” se le ve el plumero a don Raúl. Él siempre tan progre fashion, chorrea odio a Israel, maquilla como “defensa de los palestinos” su antijudaismo. Los palestinos pudieron tener su estado desde los años cincuenta; como tú, Raúl, los musulmanes viven equivocados apostando en errores históricos.
- Apoyaron al Imperio Otomano en la Primera Guerra; a Hitler en la Segunda; a la Unión Soviética en la Guerra Fría; a Saddam Hussein en la Guerra del Golfo; a Osama bin Laden y Al-Qaeda después el 11-S; a Irán para que “borre del mapa a Israel” con bombas atómicas (el que no les llegue a ellos al Callejón de Gaza o Cisjordania, no se dan cuenta).
- Sólo te faltaba estar de acuerdo con fundamentalistas musulmanes, los tíos que aseguran que por el hecho de no ser musulmán no tenemos derecho a la vida.
- Falso es “engañoso, fingido, simulado, falto de ley, de realidad o de veracidad”, o sea tú Raúl. Yo soy un liberal sin complejos. Tú no dices lo que eres. No admites que eres un totalitario, lo contario a un demócrata, ocultas tus intenciones revolucionarias en hipócritas “luchas contra la corrupción”, pretendes robarnos todas nuestras libertades, ahorros y someternos en un delirio marxista leninista.

Saludos,
Ambrosio

Anónimo dijo...

Muerte a los judíos y a los amantes de los judíos.

Anónimo dijo...

Ese Ambrosio y sus COJUDECES, no sabe que los musulmanes tenían ciudades, investigaban la ciencia médica y rescataron a Aristóteles del oscurantismo medieval cuando los europeos estaban en pañales. Esa es la ignorancia de un cojudo, payaso y vendepatria.
Se asusta porque cree que los de Hamas representan a todos los musulmanes, que es la misma estupidez de decir que toda la izquierda es igual al MRTA y SL. Es que pa cojudo sólo Ambrosio.

Héctor Mejía dijo...

La actual masacre de Gaza es sólo una mas de las que Israel ha perpetrado contra el pueblo palestino sea en Gaza, Cisjordania o el Libano a lo largo de la historia, a causa de la enorme diferencia de poder de fuego entre uno y otro bando (en el caso israeli hasta cuentan con varias bombas atómicas).
Israel ha violado sistemáticamente todas y cada una de las resoluciones de la ONU desde 1948, cuando se dividió el territorio palestino en dos Estados, uno judio y uno árabe, y lo único que hace es construir asentamientos en Cisjordania, quitándole su territorio a los palestinos,empujandolos hacia Jordania para quedarse con todo el territorio, todo esto con la complicidad de Estados Unidos, que en el Concejo De Seguridad de las Naciones Unidas le cuida las espaldas a su aliado vetando todas las resoluciones que le sean desfavorables.
Se puede ser un canalla negando la desigualdad de fuerzas entre las partes en Conflicto, pero justificar los asesinatos de niños como hace el aústriaco de la carabina ya excede cualquier límite.